Páginas vistas en total

jueves, 7 de noviembre de 2013

Fiscal Uno Soza. ya descalificado antes de asumir. decenas de juicios en su contra al parecer "negoció" que lo dejen libre para sumir el caso Terrorismo Uno. Fiscal Dos Céspedes. descalificado. fue fiscal antidrogas del grupo subvencionado por la DEA, es posible lo de los "bonos" y de haber perseguido a Evo, no se sabe. en todo caso el primero extorsionador y el segundo con vínculos sospechos. nadie quiere asumir el rol de "torturador"

Las denuncia pública que hizo Ignacio Villa Vargas en contra del fiscal Sergio Céspedes, sobre la supuesta vinculación con la CIA, de Estados Unidos, daña la credibilidad e imagende la parte acusadora del polémico Caso Rózsa, según defensores de algunos imputados.
El extestigo clave del caso Rózsa, Villa Vargas denunció portando documentos como pruebas, que Céspedes, habría trabajado para la CIA y que además tenía la función específica, en el 2003, de cooperar con la detención de Evo Morales, ahora presidente de Bolivia. El documento clasificado que mostró "El Viejo" revela que Céspedes recibía supuestamente 2.000 dólares como colaborador de la CIA.
texto y foto de El Dia, título de nuestro editor M. Aira


Criticas. Gary Prado, hijo del imputado Gary Prado Salmón y también abogado del coronel Jorge Santistevan, señala que el ministerio público, ya no tiene moral para acusar. "Es lamentable ver este tipo de actuación, el primer fiscal que inició la investigación está acusado de extorsión y ahora este fiscal de estar vinculados con potencias extranjeras. Yo creo que ya no hay moral para acusar y en todo caso, esto, ahora, nos fortalece en el proceso", manifestó Prado.
Al mismo tiempo, indicó que si esta denuncias son corroboradas tal y como señalan los informes presentados por el viejo, lo que corresponde es, que se aparte del caso al fiscal Céspedes y se lo procese.
En la misma línea, el abogado Otto Ritter, dijo que a su parecer se habría cometido un delito "porque trabajar para un gobierno que no es mi gobierno y encima me está pagando es una traición", precisó Ritter.

Investigación. 
Sin embargo, las denuncias y las criticas no fueron tomadas en cuenta por el representante del Ministerio Público aludido, dado que asegura que estas declaraciones son falsas y tienen intenciones de alejarlo del proceso de investigación. "Lo que pretenden es apartarme del caso. He trabajado muchos años y mi comportamiento ha sido intachable. No he tenido tiempo ni para pisar la acera de la embajada de Estados Unidos, no conozco ni su interior, ni el patio, ni las oficinas. No he recibido ningún pago y no tengo miedo que me investiguen, esto es una guerra sucia por parte de los acusados, propiamente de Ignacio Villa que está siendo utilizado", puntualizó, a tiempo de añadir que no teme ser procesado y que su lugar como fiscal en el caso depende del Fiscal General del Estado.