Páginas vistas en total

domingo, 28 de abril de 2013

nomás dar a luz ciertos hechos por el Gobernador Costas se destapó la olla. "Marcelo Soza extorsionó con los detenidos" dice Clavijo y Subirana también delata. ebullición. El Dia, SC


Un día después de que el gobernador de Santa Cruz, Rubén Costas, confirmara que recibió a dos supuestos emisarios del Gobierno que le pidieron entregar a cuatro personajes cruceños a cambio de no involucrarlo en el caso Rózsa, el ex director general de Régimen Interior del Ministerio de Gobierno Luis Clavijo negó la versión y reveló a EL DEBER que más bien a él se le acercaron varias personas para delatar a sus cómplices a cambio de mejorar su situación jurídica. 


Clavijo, que mantuvo un prolongado silencio sobre su rol en el operativo del hotel Las Américas y en la investigación del caso terrorismo, decidió hablar ayer y eligió este medio para referirse a las versiones del conductor de Sin Letra Chica, Carlos Valverde, y a las afirmaciones de Costas en ese programa de televisión, emitido el viernes por la noche. 
“Quiero aclarar de forma expresa que en ningún momento el aparato de seguridad del Estado, en el tiempo que yo he desempeñado funciones, ha buscado que alguna persona comprometa de forma legal, arbitraria, mediante falacias y mentiras a alguien en el caso terrorismo. Lamentablemente este proceso, que tiene que ver con el bien supremo del Estado, que es su seguridad interna, se ha convertido en un carnaval, debido a versiones, contraversiones, dijes y diretes”, expresó Clavijo a EL DEBER. 
El exdirector de Régimen Interior, autoridad clave en el desmantelamiento de un presunto grupo terrorista encabezado por Rózsa, calificó de una mentira la versión de que él envió a emisarios a Costas para negociar que entregue a Branko Marinkovic, Guido Nayar, Pedro Yohvío y a un cuarto personaje cruceño, a cambio de liberarse del caso. “No entiendo el interés político del señor Costas, a estas ‘alturas del fútbol’, de querer aparecer bajo estas circunstancias. Después del operativo del hotel Las Américas, no solo una, sino un gran número de personas comprometidas en el caso terrorismo, ha intentado de una u otra forma acercarse al Ministerio de Gobierno y a mi persona con la intención de buscar la delación de sus cómplices para ver la forma mejorar su situación jurídica”, reveló. 
Clavijo asegura haberse reunido con unas 25 personas, mientras que un centenar se acercó a diversas instancias del Ministerio de Gobierno. 
‘El Viejo’, informante pagado
Ignacio Villa Vargas, conocido por su apodo de ‘El Viejo’ y considerado en su momento como testigo clave del proceso judicial por el caso Rózsa, fue informante pagado por los organismos de seguridad del Estado para que brinde datos de las operaciones del grupo de Eduardo Rózsa. “Él mismo buscó la cercanía al sistema de seguridad y de inteligencia del Estado. Fue pagado para que dé información. Lamentablemente sus elementos probatorios nunca coincidían. Es un hombre extremadamente voluble en su trato, jamás dice la verdad y se adecua a sus necesidades. Nosotros corroborábamos sus datos porque la mayor parte era mentira”, relató.
Otro que fue cuestionado por Clavijo es Juan Carlos Guedes, uno de los acusados por terrorismo. “Solo debo decir que Guedes se acercó, al día siguiente de los hechos del Hotel Las Américas, a gente de Inteligencia para hacer delación, cuando los aparatos del Ministerio Público y del Poder Judicial ni siquiera habían tenido un grado de participación. Estos señores, dedicados al mercenarismo, trabajan para quienes pagan. No tienen valor moral para hacer una declaración que sea creíble”, sostuvo el exdirector de Régimen Interior, que estuvo en ese cargo unos seis meses, justo cuando se desarrolló el caso Rózsa.
Clavijo, dispuesto a declarar
En el diálogo que tuvo ayer con EL DEBER, Luis Clavijo dijo que no había realizado hasta ahora ninguna declaración de prensa para no entrar al “carnaval de declaraciones existentes”.
En cambio, declarará si es citado en el juicio por terrorismo. “Me considero una persona seria. Respeto a las personas y exijo respeto. Si el señor Rubén Costas dice que hay gente que fue a mi nombre a hablar con él, debe nombrarla, como yo haré cuando sea requerido”, expresó.
También confirmó haber tenido reuniones con el comunicador Carlos Valverde, en circunstancias en que mucha gente se contactaba con él por asuntos informativos. “Soy una persona que hace poca relación social. Valverde es un periodista y he leído la segunda edición de su libro Maten a Rózsa, en la que desdice lo que escribió inicialmente. Yo asumí la dirección de Régimen Interior y, por ende, la responsabilidad de la seguridad operativa del Estado. Dentro de ese aparato logramos identificar la existencia de grupos irregulares que se estaban conformando en Santa Cruz, a consecuencia de la polarización política de 2008. La responsabilidad del Estado boliviano y de sus funcionarios era preservar la integridad de los que vivimos en el país”, comentó Clavijo. 
Subirana también da detalles
El abogado Carlos Subirana, mencionado por Carlos Valverde por una supuesta relación con Luis Clavijo, también habló ayer y destapó varios detalles del caso Rózsa (ver entrevista en esta página)
El jurista reconoció tener amistad con Clavijo y denunció cobros del fiscal Marcelo Soza a  algunos familiares de supuestos implicados en el caso terrorismo para quedar en libertad.  El caso que mencionó fue el presunto desembolso de $us 50.000 por parte de Zvonko Matkovic Fleig, padre de uno de los procesados. 
Subirana contó que un dirigente de la logia Caballeros del Oriente lo llamó para que lo defienda en el juicio.  
Tanto Luis Clavijo como Carlos Subirana fueron mencionados en un audio que registra la voz del fiscal Marcelo Soza. Actualmente el Ministerio Público indaga ese material 
    Proceso    

16 de abril de 2009Fue el operativo en el hotel Las Américas, donde murieron Eduardo Rózsa, Árpád Magyarosi y Michael Dwyler.
AcusadosActualmente se lleva adelante el juicio en presencia de 22 de los 39 acusados. Siete están con detención preventiva.
En la última sesiónLa defensa de Gary Prado Salmón exige el cumplimiento de la Sentencia Constitucional 130/2013. Piden que se siga el juicio con un juez natural de esta ciudad; sin embargo, el juez  Sixto Fernández no dio curso a este último pedido
Acciones inmediatasPara la defensa de Prado Salmón el Tribunal ha desobedecido una sentencia constitu- cional y hará conocer este incumplimiento ante el Tribunal de Garantías, en La Paz, para que se lo denuncie ante el Ministerio Público.