Páginas vistas en total

jueves, 15 de agosto de 2013

las denuncias de Toasó: cautelado a las tres de la madrugada (incorrecto) cautelado después de 27 horas de ser detenido, desnudo y sin alimentos (incorrecto) acusado de haber sido detenido inflagrante (incorrecto) torturado, falsiificaron sus declaraciones

Una vez más, el ciudadano húngaro Elöd Tóásó volvió a denunciar violaciones a sus derechos humanos cuando fue detenido después de la balacera en el hotel Las Américas.
En esta ocasión, el imputado del caso Rózsa acusó a la juez de aquel entonces, Betty Yañíquez, ordenar la audiencia cautelar de su persona a las 3 de la madrugada del 18 en abril del 2009.

Además con el agravante de no llevarle un traductor de su lengua materna y menos de dotarle de un abogado defensor. En su declaración frente al Tribunal Primero de Sentencia, Tóásó,  aseguró que nunca entendió por qué lo detuvieron en esa oportunidad, ya que desconocía el idioma español y sus acusadores nunca quisieron dotarles de un equipo técnico efectivo de traductores.

Soza, Rivera y Villegas. El declarante, que lo hizo a través de su traductor Martín Santos, aseguró que el fiscal de entonces Marcelo Soza, y los representantes del Ministerio de Gobierno, Fernando Rivera y Boris Villegas, mintieron al sostener que se lo detuvo al estar cometiendo un delito en flagrancia. "Cómo puede ser de esa manera si me levantaron de mi cama a balazos y desnudo en el hotel Las Américas y me tuvieron detenido por 27 horas antes de la cautelar", dijo ante Sixto Fernández, presidente del Tribunal. Tóásó negó haber firmado su declaración, siendo que fue un documento falsificado, elaborado a las 11 de la mañana del 16 de abril del 2009 en Santa Cruz, cuando su persona fue trasladada a las 6 horas a La Paz.

Los traductores, un problema.
 Asimismo, el ciudadano húngaro relató que otro de los grandes inconvenientes que ha tropezado en su detención y el proceso es el tema de los traductores.
Incluso dijo que en la audiencia realizada en Cochabamba en abril del 2011, estuvieron presentes Martín Santos y Bianka Otero que no es boliviana.
Ante esa situación, los abogados de la defensa conversaron con Soza para que el fiscal haga las diligencias de darle residencia en el país a la extranjera, pero el representante del Ministerio Público incumplió su promesa y no le quedó otra a Otero de abandonar Bolivia. Por tales inconvenientes, es que al final Tóásó no le quedó otra posibilidad que mantener como su traductor a Santos, a quien se lo cuestiona por los tropezones que tiene en la traducción del idioma. Después de solicitar cuarto intermedio, el abogado Luis Fernando Santistevan tomó la palabra, para informar sobre la descompensación que sufrió Ignacio Villa Vargas, por lo que al final el juez decide suspender la audiencia para hoy.
Audiencia
Es muy improbable que Ignacio Villa Vargas declare esta semana
Audiencia. Ante la lentitud de las declaraciones del húngaro Elöd Tóásó, ya que tienen que ser traducidas por Martín Santos, es muy improbable que Ignacio Villa Vargas, más conocido como 'El Viejo' declare esta semana.
Esto teniendo en cuenta, que una vez que Tóásó concluya con su defensa material, viene la ronda de preguntas de la comisión de fiscales integrada por Sergio Céspedes, Iván Ortiz y Marco Antonio Rodríguez, de allí viene el turno del presidente del Tribunal Primero de Sentencia, Sixto Fernández y de los abogados de la defensa. Como se recordará,  'El Viejo' pidió hace días atrás garantías constitucionales, debido al amedrentamiento que recibió  su familia cuando unos desconocidos lanzaron un artefacto explosivo en su vivienda, aunque no se activó su detonación./MCM